Sebastián Blanco: “No me imagino haciendo otra cosa, soy un apasionado de la música”

Todo se fue dando de forma inconsciente, no planeó que la música se transformara en su futuro. Pasó por el teatro, quizás siguiendo un mandato familiar, aunque quizás no pero, a pesar de que disfruta ese arte, reconoce que su verdadera vocación está en las notas que se desprenden de su piano.Este martes se prepara para su primer show, en el que está poniendo todo su cuerpo y espíritu, y en el que va a presentar su disco, que lo tuvo encerrado en el estudio de grabación durante todo el año pasado.

10985454_805780702845574_5463750171074804311_n
PH: Facebook de Sebastián Blanco

Calistenia, disciplina que se concentra en lograr la flexibilidad y la gracia de los músculos, más que la fuerza y la potencia’, eso es lo que encontró Sebastián Blanco, cuando buscó en Google el significado de esta palabra, que tanto le había quedado dando vueltas en su cabeza después de ver la película Into The Wild. Fue tal el gusto por ese vocablo, que lo eligió para darle nombre a su proyecto musical. “Me pareció una filosofía espectacular, poco exitista. Ahí no me planteaba ‘quiero mostrarme adelante’, no porque no quisiera poner mi nombre, pero  tenía veinte años y era todo mucho más inconsciente”, relata el hijo del actor Eduardo Blanco. Cuando esa formación, por diferentes motivos, comenzó a disolverse, tomó la decisión de hacerse solista. Incorporó ese chip y empezó a convocar músicos para armar algo más grande. Quería seguir llamándose Calistenia, y lo hizo durante un tiempo, pero los amigos le planteaban por qué no le ponía su nombre. Así fue que tomó la decisión, pasó a ponerse al frente y se hizo cargo de la elección de los músicos que lo iban a acompañar.

Durante 2014, estuvo en la sala de grabación. “Entré en la matrix”, entre risas, cuenta Sebastián al referirse al tiempo que pasó grabando su álbum debut El Tiempo de las Máquinas, y agrega: “Entré al estudio y empezó un proceso interno, estuve un año entero ahí, con lo cual me fui dando cuenta de algunas cosas. Creo que también que al haberlo producido, gané cierta confianza para decir ‘bueno, le pongo mi nombre porque es la verdad’”. Este disco tiene una versión del famoso tema de The Beatles: Come Together, al que llegó luego de una exploración que hizo a través del canal YouTube, en la cual se encontró con versiones más rockeras, pero que también escuchó lo que hicieron Joss Stone y Jamie Cullum con este clásico de los de Liverpool y ahí se le “prendió la lamparita” y entendió que quería que su adaptación fuese más soul y eso es lo que se puede escuchar en el disco. “En El Tiempo de las Máquinas me incluyo como observador. No es que hablo de una historia de amor, sino de lo que veo, de tanta data en todos lados y, de repente, en De hielo hablo de una historia de amor y en De luz hablo sobre una historia de amor que tiene también un poco de fantasía interesante. Uno va contando siempre desde un lugar genuino lo que le pasó o lo que ve. En el disco hay unas letras que tienen que ver con historias propias, otras que tienen un poquito de cuento”, relata Blanco. Este álbum es resultado de una propia búsqueda, la línea, una coherencia en las voces, en las melodías de los arreglos y una variedad rítmica. “Es muy ecléctico, intenté que tenga una línea porque sino son temas sueltos pegados. La coherencia la busqué primero por la voz, por supuesto, por el punto de vista del timbre y que en cada tema la voz esté tan bien tratada, un color que sea más allá del timbre de uno, un color que esté identificado con el tema.  Hay géneros que son característicos con ciertos timbres, a mi me gusta aprovechar ese abanico para que en un tema por ejemplo aparezca una flauta traversa, en el otro una, guitarra acústica y después, otra eléctrica”, explica el músico, que reparte sus días dando clases de piano.

11056431_810719645685013_2309204353070152399_o
PH: Facebook de Sebastián Blanco

El título del álbum está relacionado con la forma en que, actualmente, nos ubicamos frente a las nuevas tecnologías. “No es que le pongo un título para que garpe”, aclara el cantante, y explica que se planteó que en el disco haya en todos los temas, desde el punto de vista del audio, algo relacionado con la máquina y la cosa sintetizada, porque el nombre del álbum no es una crítica sino una observación y de esta forma se reconoce como parte de todo este cambio y considera que es necesario empezar a incorporar esto desde un lugar orgánico y que, como sociedad, debemos filtrar y ver para qué queremos usar todo esto. “Yo celebro mucho la variedad de medios y de que todos tengan voz”, concluye el compositor, que viene de una infancia rodeada de diversos estilos musicales, pero no de funk. Este estilo musical le llegó como parte de su propia búsqueda y cuenta que cuando él empezó a estudiar canto, se fue acercando a nuevos sonidos que no escuchaban en su casa,  Limp Bizkit, Will Smith, eran de sus preferidos. Pero su quiebre musical llegó entre los 20 y 25. Estaba buscando temas de Diana Krall, y se encontró con un video en el que la cantante canadiense actuaba junto a George Benson y Erykah Badu. A partir de ese momento, a través de Badu, empezó a ver la música de otra manera. Así comenzó a acercarse a nuevos sonidos que llegaban por medio de los grandes de ese estilo como Electro Deluxe, Sly and the Family Stone, Music Soulchid, entre otros. De la escena local nombra a Livin Soul Proyect, banda de soul con Emme, Comunidad Soul y dice: “Acá estamos en un proceso muy interesante. Nos falta terminar de apropiarnos del género desde las letras y desde terminar de creer que nosotros también no sólo tenemos sabor como latinos, también tenemos groove y eso está bueno y no que sólo lo puedan hacer bien en Estados Unidos”.

10999587_829300210493623_99555116753400815_o
PH: Facebook de Sebastián Blanco

Para su primera presentación, en el Samsung Studio, contará con el acompañamiento de once músicos -la mayoría son los mismos que participaron del disco- más algunos invitados sorpresa. Tiene planeada una gran puesta en escena tanto desde lo visual, que él mismo craneó, como desde lo musical que incluirá las once canciones que componen el disco. “Me gusta pensar lo que es la presentación en vivo, que también es un show no desde el punto de vista de falsear algo, sino en el sentido en el que tenes que estar entretenido y tener diferentes momentos, lugares interesantes. Va a haber varios temas que no los grabé. Y también uno en particular que es una versión de Nostalgias, que era para El Tiempo de las Máquinas y fue algo muy difícil pero, la tuve que dejar afuera, grabada y masterizada, porque no entraba en el concepto, entonces la quiero tocar en vivo. Además vamos a hacer algunos covers” adelanta el músico, y agrega: “Mi energía está en esta presentación, en este lugar que para mí es muy importante y en estas ganas de mostrar este disco y ver la devolución energética«, concluye Sebastián Blanco.

Luz Perez @perezluzc

Nani Demicheli @nanidemicheli

Vicky Belohlawek @VickyBelohlawek

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *